Mujer con ordenador

La mujer en el trading online: Lejos de la igualdad

Como mujer interesada en el trading y los mercados financieros y trabajando en el sector, tenía la idea de que a medida que avanzan los tiempos y se produce naturalmente la igualdad en casi todos los ámbitos de la vida, lo mismo sucedería en el mundo del trading online. La idea de que el hombre maneje los temas financieros y de inversiones en un hogar parecía totalmente obsoleta.

Me dispuse a analizar el perfil de nuestros clientes, tomando como muestra a los nuevos clientes de iBroker en 2020, y la sorpresa ha sido notoria. En las franjas de edad más jóvenes, esperaba que se fuera equiparando la proporción de hombre y mujeres, pero no ha sido el caso. 

Veamos el perfil general poblacional en España y el de los Traders

Del total de nuevos clientes de trading online, tan solo un escaso 13,6 % son mujeres

Y en edades jóvenes, de 20-29 años, es aún menor, un 9% de mujeres. Seguramente no sea porque las más jóvenes tengan menos interés, sino que en edades más altas hay algunos maridos abriendo cuentas a nombre de sus mujeres.

Es en los mayores de 70 años donde vemos una proporción más alta de mujeres, un 34%, causado por supuesto por la mayor esperanza de vida de las mismas. 

Pero ¿es porque hay machismo en el trading online?

Me inclino a pensar que no. La sensación es la misma que la que he vivido siendo mujer en una carrera técnica como es la Ingeniería Industrial, perteneciendo a ese 10% anómalo.

¿Por qué no había más mujeres? En mi época las mujeres ya decidían su futuro con total libertad y sin condicionantes. 

Analizando a ese 10% de compañeras, que ha sido uno de mis círculos más cercanos por afinidad, en algunos de los casos (incluso en el mío) la carrera técnica no se ajustaba del todo a nuestra personalidad. Si bien teníamos gran capacidad analítica y habilidad para resolver problemas, teníamos también inquietudes más creativas y menos “cuadradas”. Las diferencias se hacían palpables. Y es que está claro, somos diferentes por naturaleza.

Seguramente en el trading online ocurra algo parecido. Hay algún componente que lo hace más atractivo a los hombres… quizás sean los números, los datos, pero sobre todo el riesgo, que quizás las mujeres, más analíticas y pausadas, no creen conveniente correr.

Existe también la creencia de que la mujer maneja mejor las finanzas, quizás sea cierto en un ámbito de inversión y decisiones, pero quizás el alto riesgo del day-trading no sea donde mejor nos manejemos.

Permitámonos ser diferentes en libertad. No forcemos a las mujeres a interesarnos por los coches y el trading. No obliguemos a los hombres a ser maestros y enfermeros. No pidamos cuotas ridículas ni en un sitio ni en el otro. Respetémonos como somos, sin dar juicios de valor a unas profesiones, a unas vocaciones, a unas formas de ser. Principalmente, valorémonos por nuestros talentos y calidad humana y no por el sexo, la edad, u otras características que deberían ser indiferentes.

Dicho esto, quizás y sólo quizás, la proporción natural sería de 15% entre mujeres jóvenes en vez de 9%, y haya aún algún tipo de condicionamiento subliminal que conduzca a la mujer a no interesarse por el trading. O que inicien su vida adulta con menos capital para invertir por algún motivo (sueldos más bajos?). Veremos en la nueva generación de traders millennials si finalmente va cambiando la tendencia.

Aún nos puede quedar camino por andar a las mujeres, para conseguir esa igualdad verdadera, no la de ser iguales, sino diferentes pero con el mismo respeto y valor. Los machismos (micro o macro) son ya pocos y sutiles, pero seguramente aún queden rastros.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies